Canon Europa ha anunciado su patrocinio en la categoría juvenil de la prestigiosa competición anual ‘Wildlife Photographer of the Year’, que abre su plazo hasta el jueves 25 de febrero.

En esta quincuagésima segunda edición el jurado estará formado por fotógrafos de reconocido prestigio como el experto en fotografía natural Piotr Naskrecki o el alemán Klaus Nigge.

La competición, que tiene como fin hacer uso del encantador poder de la fotografía para cuestionar la percepción del mundo natural, ayudando a fomentar la sostenibilidad y la conservación de la flora y la fauna, busca el fotógrafo del año que consiga una representación del mundo natural lo más fiel posible a la realidad. Libre de manipulaciones digitales excesivas y ejecutada con total respeto a los animales fotografiados en su hábitat natural.

A través de sus 20 categorías, el concurso patrocinado por Canon, desea explorar y transmitir la diversidad de especies y sus fascinantes comportamientos.

Canon, líder mundial en soluciones de imagen, trae a Madrid la prestigiosa exposición Wildlife Photographer of the Year, uno de los certámenes de mayor reconocimiento a nivel mundial sobre fotografía de naturaleza que anualmente organiza el Natural History Museum de Londres. La exposición recoge impactantes fotografías que muestran la naturaleza en estado puro y premia tanto la técnica como la sensibilidad medioambiental de las fotografías.

El certamen es organizado anualmente por el Natural History Museum de Londres.
La exposición se compone de 100 imágenes que combinan técnica y sensibilidad medioambiental.

Wildlife Photographer of the Year llega a Madrid de la mano de Canon en su primera parada de su gira mundial tras salir de Londres.

Este certamen promueve el trabajo de fotógrados de naturaleza, tanto profesionales como aficionados, en diversas categorías para adultos y jóvenes: Diversidad de la Tierra (Mamíferos, Aves, Anfibios, Reptiles, Invertebrados y Plantas), Entornos de la Tierra (Subacuático, Tierra y Urbano), Diseño de la Tierra (Detalles, Impresiones y Blanco y Negro).

El Ganador General ¨Un cuento de dos zorros¨ de Don Gutoski, también ganador de la cateogría Mamíferos, ganó con una Canon EOS-1D X + lente f4 de 200-400 mm + extensor 1.4x a 784 mm; 1/1000 seg en f8; ISO 640. Con estas herramientas inmortalizó, a principios del invierno, la inusatada circunstancia que se dio en el Parque Nacional Wapusk en la Bahía de Hudson (Canadá). El hecho fue un zorro rojo cazando activamente un zorro ártico, al cual acabó matando. La luz era escasa, pero la tundra cubierta de nieve proporcionó el telón de fondo para el momento en que el zorro rojo se detuvo con el zorro más pequeño en la boca.

Así como el ganador de pájaros ¨La compañía de tres¨ por Amir Ben-Dov lo hizo con un objetivo Canon EOS-1D X + 500 mm f4; 1/1600 seg en f8 (+0,33 e / v); ISO 500. Con estos aparatos Amir Ben-Dov fotografió a unos halcones de patas rojas que, a diferencia de lo que suele ocurrir, se juntaron manteniendo una cercanía. Estas aves no suelen relacionarse con nadie que no sea de su familia; a pesar de que son aves migratorias que viajan en bandadas desde Europa central y oriental hasta el sur y suroeste de África. Esta foto ocurrió concretamente en Israel.

Del mismo modo, el ganador de anfibios y reptiles ¨Naturaleza muerta¨ de Edwin Giesbers empleó una Canon G15 + lente de 28-140 mm f1.8-2.8 a 28 mm; 1/500 s en f6,3; ISO 200; Carcasa Canon. Esta fotografía se realizó en los Países Bajos, en traje de neopreno. Edwin movió la cámara debajo del tritón y en el mismo momento adivinó el encuadre, apuntó y disparó. El tritón se calentaba en la superficie y se consiguió lo que Edwin buscaba: plasmar la amenaza que sufren los anfibios en los Países Bajos y Bélgica: un hongo de piel asiático similar al que ha aniquilado ranas y sapos en todo el mundo y casi ha acabado con las salamandras de fuego en los Países Bajos.

Por otro lado, From the Sky Winner ¨El arte de las algas¨ de Pere Soler retrató con una Canon EOS 5D Mark III + lente f4 de 70-200 mm a 70 mm; 1/1000 seg en f5,6; ISO 200 el Parque Natural Bahía de Cádiz en la costa de Andalucía; un mosaico de marismas, carrizales, dunas y playas que atrae a un gran número de aves, y en primavera es un importante punto de parada migratoria. Pere consiguíó fotografiar desde el aire (solo es posible desde ahí) un fenómeno que solo se produce en primavera. A medida que la temperatura se calienta y la salinidad cambia, los humedales intermareales se transforman por color a medida que las algas verdes brillantes se entremezclan con flores de microalgas multicolores. Los depósitos de sal blanca y los sedimentos marrones y anaranjados coloreados por bacterias sulfurosas y óxido de hierro se suman al tumulto de color.

La visualización completa suele durar solo unas pocas semanas en mayo o junio, pero no es posible predecir exactamente cuándo. Pere se arriesgó en junio, contrató un avión y, al mediodía, cuando la marea estaba baja y la luz estaba en lo alto, pudo fotografiar el rico tapiz de color y textura. El espectáculo fue, dijo el piloto, el más hermoso que había visto en muchos años de sobrevolar el delta.

El Ganador de Impresiones Juan Tapia con ¨La vida se convierte en arte¨ realizó su obra de arte con Objetivo Canon 7D + 70-200 mm f2.8 a 150 mm; 1/250 seg en f14; ISO 400; Flashes Canon 580EX II y Metz 58; x2 fotocélulas de Metz; Trípode Manfrotto + Rótula RC2; Mando Godox. Juan utilizó una pintura para usarla como fondo de la fotografía que iba a tomar. Realizó un agujero en la pintura al óleo que escogió y la movió sobre la ventana por la que entraban las golondrinas.  300 disparos y 8 horas precedireon al disparo final que mostraba cómo una de las golondrinas se abalanzaba con el cielo detrás, como si hubiera traspasado directamente de un mundo a otro.



¿Tienes alguna duda? ¡Contacta con nosotros!


    Su nombre*

    Su e-mail*

    Asunto

    Su mensaje

    Responsive Menu
    Add more content here...
    Responsive Menu
    Add more content here...
    Call Now Button